miércoles, 23 de julio de 2008

NIEVES


Estimados amigos, os voy a contar un secreto del que no me siento orgulloso, pero haber soy humano. Esta Virgen se llama Nieves, está en San Isidoro y es la única que me ha visto dormirme en el banco de una iglesia.
Y es que una vez en su besamanos entré a verla, y yo estaba muy cansado. Me senté cerca de Ella y de repente el mundo empezó a tambalearse, hasta que pegué una cabezada. Ella se levantó y me dijo que no me durmiera. Entonces desperté y desde entonces le tengo mucho cariño. Cuando salí de la iglesia una duda asaltaba mi mente ¿dormirá Iker Jimenez sus 8 horitas todos los días?.....

1 comentario:

el aguaó dijo...

Dormido ante la mirada de la Virgen de las Nieves...

Tus historias son dignas de ser publicadas.

Un abrazo.

El día que colgué la cámara...

Coria se preparaba para los toros de San Juan. En el Convento Madre de Dios, olía a anis y a almendra en el torno del Cenobio. - Ave Mar...