miércoles, 16 de enero de 2008

MONTESION


A Moris por mi rabieta del mediodía y a Perfe por los desayunos
Está calentita la foto aún, es el primer día de quinario de mi querida hermandad de Montesión y allí he estado un año más para verte Señor, arrodillado, implorante, sabiendo su destino y aceptándolo con resignación; esta es la foto buena de Montesión o al menos la que a mi me gusta hacer, los temas costaleriles y demás, son historia, el Señor y su Madre son eternos, en la plaza de los Carros.

5 comentarios:

el aguaó dijo...

El Señor y Su Madre permanecerán siempre.

Javier dijo...

O no.

macarenodetriana dijo...

Di que si Canónigo, muy buen comentario, un fuerte abrazo.

macarenodetriana dijo...

Ahhh, y se me olvidaba, a ver cuando te vienes a desayunar, ya que lo dices...

Glauca Maria dijo...

De una belleza digna de la Imagen que se vislumbra al fondo.

Un beso.