miércoles, 9 de enero de 2008

TU MIRADA


Desde la Costanilla alta, dorado el paso y quebrada la zancada, se inclinaba hacia adelante con la presteza de seguir adelante con su destino; llevaba la redención sobre los hombros y un cortejo de ruán negro para esquivar un dolor cierto, Simón se apiadó o lo obligaron, la cuestión es que allí estaba el de Cirene, para quitarte sufrimiento, me hiciste simpatizar con tu causa, y me diste unos amigos, que me hicieron entender lo que es una Hermandad, la de la Costanilla, allí donde Jesús cae tres veces.

4 comentarios:

Glauca Maria dijo...

Hay dos Nazarenos Sevillanos cuya mirada me traspasa...El es uno de Ellos.

Lacava dijo...

Servidor también encontró un día a esa buena gente de la Costanilla, y también me enseñaron... y me siguen enseñando.
Y su mirada, también la encontré...

Anónimo dijo...

y te trapasara tan ondo que no faltaras un viernes santo a ver su cara por la costanilla sin que un escalofrio te recorra la espalda.y notaras de seguro que DIOS te dirige una suave mirada y te da las gracias por estar alli para que solo con tu presencia,alivies el dolos del arbol de la cruz.buena eleccion glauca maria

borrasca isidoriana dijo...

lacava contigo "a loh cable"y pa lo que quieras.avisame y te dare alguna nocion de este lado de la arfarfa.PD:SOY EL ANONIM DE ARRIBA ES QUE MA QUIVOCAO Y NO PUESTO MI NONBRE.1000 PERDONES

ACUEDUCTO

Metáfora perfecta de la vida. Luces y sombras que escapan. Luces y sombras sobre nosotros, sobre nuestra existencia. Felicidad efímera de...