jueves, 14 de febrero de 2008

OLVIDARTE


Sería muy fácil, tan fácil, como no volver a oir cantar los pájaros, tan fácil como no volver a ver amanecer, ni ver como las tinieblas inundan la vida, tan fácil como no oir la música, ni sentir el suave roce de la brisa a pie de playa; muy fácil sería no volver a recordarte si los años no tuvieran fiestas, si las mañanas no tuvieran café, ni los atardeceres de invierno olieran a leña; se que podría olvidarte cuando nunca cantara en una feria de madrugada sintiendo el pinchazo del relente en la garganta, cuando no recordara el olor a romero de tu pelo, ni recordara tu llanto cruzando el Quema; que fácil sería olvidarte si no te hubiese conocido; ahora que estas en mi vida para olvidarte debería olvidar que he nacido.
FELIZ SAN VALENTÍN A TODOS LOS ENAMORADOS, EL CANÓNIGO CELEBRA SU SAN VALENTÍN AUNQUE DE MANERA RECOGIITA, QUE ES LO SUYO PARA UN CANÓNIGO.
Disfrutad de el amor que es lo poco que nos salva de la mediocridad y el dolor de lo cotidiano.

2 comentarios:

Glauca Maria dijo...

...Recordé tus cabellos color de albero mientras que su olor a enebro me hacían seguir soñando...

Tus palabras me han recordado aquella carta ya olvidada...

Gracias Canónigo.

macarenodetriana dijo...

¡Que fácil seria si fuera tan fácil...!