domingo, 8 de marzo de 2009

DOMINGO DE CUARESMA


¿Sabes que a veces no preparas un día y ese sale redondo?. A veces el cielo se pone azul. Su sonrisa es como un calambrazo en mi espina dorsal. Todo va hacia donde debe de ir. Y cuando llegas a la tarde de domingo y la noche empieza a hacer mella. Me siento feliz de quererte. Y contento de la Cuaresma. Va acabando la noche y soy feliz de tener tus besos vida mía.

No hay comentarios:

El día que colgué la cámara...

Coria se preparaba para los toros de San Juan. En el Convento Madre de Dios, olía a anis y a almendra en el torno del Cenobio. - Ave Mar...