lunes, 25 de agosto de 2008

ALGUNAS VECES......


Miras y remiras y no encuentras. Otras veces lo tienes delante sin saber que está ahí. Muchas veces estuvo delante y se fue para volver a aparecer delante tuya en el momento que no esperabas. Así aparece la felicidad, igual que la belleza. En un rinconcito de un cuadro de la Catedral. Así encontré a este ángel, y me gustó.

4 comentarios:

rocio_siempre_rocio dijo...

pues ando un poco perdia mi arma!!he tenido muxos cambios en mi vida desde hace un mes mas o menos!!pero espero poco a poco ir recuperando el ritmo d mi vida!
un besazoooo

Anónimo dijo...

Solo una pequeña aclaración, el motivo del cuadro no es un ángel, si no el Niño Jesús que, si no me equivoco, aparece en el cuadro de San Antonio de la Catedral de Sevilla, obra de Bartolomé Esteban Murillo. Un abrazo de un historiador igual de jartible que tú y que conoces bien.

Canónigo Alberico dijo...

bien aclarado, si señor, mi querido historiador. rocio me alegra saber de ti

El Caliz de la Canina dijo...

Preciosa imagen sevillana en la Magna Hispalense.

Sigue Canónigo ....

Un abrazo canino.

La Canina seguirá cavilando ....

ACUEDUCTO

Metáfora perfecta de la vida. Luces y sombras que escapan. Luces y sombras sobre nosotros, sobre nuestra existencia. Felicidad efímera de...