jueves, 15 de noviembre de 2007

Pregón intranquilo

Se vistió otra vez con la falda de su madre, hacía tiempo que le gustaba vestirse de mujer; las hormonas estaban dando resultado, poco a poco, su voz se volvía más dulce y el vello de su cuerpo iba desapareciendo, por fin su celda masculina se diluiíra y dejaría paso a Matilde; se pintó y se acicaló para ir a la función principal de instituto, la primera como Matilde; su pene había sido borrado; su dignidad soportó la misa entera y los comentarios de la puerta, anteriores y posteriores.
- Mamá este año salgo de nazarena.
Su madre se estremeció, sabía que aquello no acabaría bien.

No hay comentarios: