martes, 9 de noviembre de 2010

PENUMBRAS


Desde donde me alcanzaba la vista, hasta donde tu llegabas. Sólo oscuridad, oscuridad puntiaguda iluminada por cera penumbra. Las bóvedas se antojaban pequeñas, para acercarse a verte. Sólo oscuridad, oscuridad y tu rostro, aquel que me ilumina cada viernes por las mañanas.

4 comentarios:

Fran Silva dijo...

Pellizco gordo....

R. Ríos dijo...

Espectacular!!! Me la llevo para mi blog. Un abrazo gordo

RosaGPerea dijo...

Lo llena todo, lo ilumina todo. Es la Luz y el Espacio. Es el Poder.

Pepe Luis dijo...

En la luz de su farol, nuestra vida que brota por su sangre coagulada; en su tunica, los suspiros de tantos rezos que vieron los siglos; en la voz de la saeta, el llanto de sus pobres...
En sus manos siempre, el Poder y el Imperio de nuestras vidas.

ACUEDUCTO

Metáfora perfecta de la vida. Luces y sombras que escapan. Luces y sombras sobre nosotros, sobre nuestra existencia. Felicidad efímera de...