lunes, 22 de marzo de 2010

PRENDIDO


Pues si, Sevilla. Sin más tu nombre. Sin miedo. Sin metáforas imposibles. Sin paralelismos humanos. Si me he quedado prendido de ti, de tus tardes de primavera; de tus besamanos, de tus vía crucis, del olor a azahar...De todas tus imágenes que aunque a muchos se les olvide son lo importante de esta fiesta que inminente se aproxima. Que me importa un carajo como pretenda un sobrao pregonarte, que sic transit gloria mundi vara dorada, que me es indiferente el color imposible de un costal,...., y tantos y tantos accesorios elevados a indispensables. Me quedé prendido de tu cielo sonriente una tarde de domingo y del color y el olor de tus iglesias abiertas; y todo aquello que vi de su mano. El que quiera obviarte que te obvie. Yo seguiré mirándote a los ojos y diciéndote que amo tus primaveras.

4 comentarios:

NATURAL DE SEVILLA dijo...

pues claro que sí, el pregón fué andando por la calle...el nuestro

Diego Romero dijo...

Me apunto a lo del carajo.

Sibelius dijo...

Estoy contigo Antonio. ¿Como salieron las fotos en La Mortaja?

Dama dijo...

Eso es el pregón que necesitaba.